sábado, 31 de octubre de 2015

UN EXTRAÑO EN MITAD DE LA NOCHE

x_bruixapipa Sucedió una noche en la que unos jóvenes padres tuvieron que ausentarse del hogar familiar, dejando sola a su hija adolescente.

     Ella se quedó con su fiel compañero, su perro. Era su amigo y su guardián desde que se lo regalaron de pequeña. Cuando las pesadillas la inquietaban, dejaba caer su mano hasta el suelo desde la cama y el animal, que dormía debajo, se la lamía.

     Aquella noche, tras la marcha de sus padres, subió a la habitación con el perro y puso la radio. La noticia que escuchó nada más encenderla la inquietó: “Las autoridades alertan a la población tras la fuga esta tarde de un demente acusado de asesinato.”

     Llamó a sus padres para saber si tardarían en volver, pero no respondieron. Decidió meterse en la cama y se quedó dormida mientras su perro le lamía la mano.

     En mitad de la noche, un extraño ruido la despertó… Se incorporó angustiada. “¡¿Papá?!” “¡¿Mamá?!”, gritó. Pero nadie respondió. “Sería un sueño”, se dijo a sí misma. Se tumbó y buscó con su mano los cariñosos lametones del perro. Así volvió a dormirse.

     Sus padres llegaron a casa poco después. La madre fue al baño y su grito estremecedor recorrió toda la casa. El escenario era dantesco. Allí estaba, ante sus ojos, el perro de su hija, ¡degollado y colgado de la barra de la ducha! Junto a su marido corrieron hasta la habitación de la joven siguiendo un rastro de sangre. Entraron y abrieron la luz temblando. Vieron a su hijita, quieta, sin moverse, con los ojos completamente abiertos…

     “¿¡¡Qué pasa mamá!!?”. La madre corrió a abrazarla y el padre se quedó petrificado al ver escritas con sangre unas palabras en el espejo de la habitación: “Los hombres también sabemos lamer, y nos gusta.”

Otra versión, pinchando en la imagen…

hqdefault 

martes, 27 de octubre de 2015

LA ENFERMERA DESAPARECIDA

ColmillosEsta es la impactante historia de un taxista mexicano…

     “Nunca olvidaré mi primera semana con el taxi. Era novato y estaba un poco nervioso, aunque feliz.

     El tercer día por la noche, cuando ya estaba regresando a casa, vi a una enfermera haciéndome señales para que parara y la subí. Iba vestida de uniforme y parecía bastante nerviosa, pero yo no le pregunte nada. Me pidió que la llevara a la parada de metro más cercana y así me dispuse a hacerlo.

     Al poco tiempo, justo cuando estábamos pasando por debajo de un puente, la enfermera abrió la puerta trasera ¡y saltó del coche en marcha! Como no iba muy rápido, pude frenar rápidamente aunque sin ver el coche que venía detrás de mí y que me dio de pleno en el parachoques.

     Bajé más blanco que una hoja de papel y le pregunté al tipo si había visto a la enfermera saltar.

     “¿Qué enfermera? Lo único que he visto es cómo la puerta trasera de su coche se abría de repente. Por eso ha parado en seco, no?”

     Insistí en el tema de la enfermera y el hombre hasta se puso conmigo a revisar el arcén de la carretera, pero allí no había nadie. Al final, hicimos el parte, él me tomó por medio loco y yo me fui a casa aturdido.

     Aparqué y, al girar la llave para apagar el motor, miré por el retrovisor y ¡¡allí estaba ella!! Sentada en el asiento trasero y con la cara ensangrentada: “Usted me dijo que me iba a dejar en el metro más cercano”.

     No recuerdo qué pasó después porque me desmayé y me desperté al día siguiente.

     Esa noche los compañeros taxistas de la parada me veían muy raro, me preguntaron qué me pasaba pero a mí me daba vergüenza explicarlo. Entonces uno de ellos dijo en voz alta: “Otro al que le ha tocado llevar a la enfermera.”.”

Otra versión, pinchando en la imagen…

csalas1

sábado, 24 de octubre de 2015

EL HOMBRE POLILLA

5-7-gifs-animados-halloweenEl primer avistamiento del Hombre Polilla, conocido como Mothman, data de noviembre de 1966 y se sitúa en Point Pleasant, Virginia (EEUU). Dos matrimonios que iban a en coche vieron al lado de la carretera una criatura de unos 2 metros de altura, con dos alas plegadas a la espalda y unos brillantes ojos rojos. Según explicaron posteriormente estos testigos aterrorizados, la criatura en cuestión les siguió hasta la entrada del pueblo. Decenas de avistamientos se reportaron los días siguientes días. Algunos se lo creyeron, otros no.

     Un año después, un terrible desastre golpeó la pequeña ciudad de Point Pleasant. Se derrumbó un puente y 46 personas murieron en el accidente. Cuentan que el ya  conocido como Hombre Polilla estaba en el puente justo antes del derrumbe.

     Desde entonces, son muchos los testigos que aseguraban haber divisado a la extraña criatura poco antes de grandes tragedias a nivel mundial, como el mismísimo 11-S en Nueva York. Otros aseguran que sus apariciones coinciden con un mayor avistamiento de ovnis.

mothman, el hombre polilla

Para más información, pinchad en la imagen…

domingo, 11 de octubre de 2015

ÓPALO

El ópalo inicia la espontaneidad y la pasión femenina.

Ópalo

viernes, 2 de octubre de 2015

JACINTO

El jacinto púrpura envía una sincera disculpa.

P2240002